2 de octubre de 2008

CARACOL III:

Qué tiene de eterno /Angélica Delgado, 2007.*
1

Algo sucede con nosotras que el tiempo y sus horas nos hacen volver. La mirada, incisiva y lente de pescado, parece que por fin asoma comprensión… Y las palabras. Su sonido de mujer nombrando al mundo. Sus signos revelándonos, sus signos revelándose, revelándola. Desvelándola.

No sé si estos treinta y tantos, los de Angélica Delgado y los míos, no sé si brujas, si hechiceras, si malditas. Creadoras, sí. Crear es nuestro verbo y cuando la palabra, poesía, universos. Viaje a través de los años hacia las preguntas fundamentales.

¿Qué es el tiempo?

¿Qué somos?

¿Qué soy?

Qué tiene de eterno. Busca dejar de ser pregunta y transformarse en afirmación, casi reclamo: Qué tiene de eterno. Angélica escribe porque no tiene otra manera de ausentarse y escribe. Y escribe….
poco a poco desaparecen las huellas
los pasos, los objetos creados,
lo que hemos escrito, el terrible olvido

el hombre está condenado a dejar de existir
pero hay algo más terrible:

que los hombres lo condenan
a dejar de haber sido

y entonces doy gracias, sí. Doy gracias para engañosamente continuar con la tradición de ser agradecida, y agradezco la maldición de encontrarme ahí donde el poema reza:
mi cuerpo es la flor de una línea crepuscular
sembrada en la partitura de tu boca
una suave melodía que me encumbra a medias

fracasó la nostalgia
la tristeza
el miedo
la razón


y recuerdo los discursos y las grandes interpretaciones donde por fuerza los que construyen los discursos y las grandes interpretaciones quisieran que la poesía y la poeta, y el poeta, y la historia y sus compitas, estuvieran atados a un pedazo de tierra, aquí fronterizo y allá, zacatecano.

Entonces, ésta que soy yo, comparte que la experiencia de lo vivido y lo bebido, que los registros de la memoria corporal, traducidos en imágenes y plasmados en el lienzo que es este libro, dicen que coincidimos en algo más que en esta mesa y que el lenguaje porque sí.

En estas páginas se encuentran las estaciones, porque Angélica entiende que ya no estamos en primavera, que el verano ahora nos deshidrata la piel y que el otoño llega en septiembre. Y que dentro, adentro la sexualidad, el cuerpo y sus contornos. Y hay que aprehenderlo así para escribir con libertad sobre las formas y las prácticas a través de las que enfrentamos al otro y el ser mujer; para lanzar hacia afuera, en voz alta y que escuchen:
Amanece una huella nueva
pero bajo las cobijas rastros de nuevos olores

Aquí lo femenino con sus mares interiores y sus océanos. Mientras todos los demás siguen de fiesta por las noches o andan en busca de refugios para ocultarse, defenderse y acallar la memoria y sus fantasmas, ella observa...
Silencio
parece que el olvido…
y cada tema con su loco



2


Qué tiene de eterno es una publicación de excelente calidad por el cuidado en su edición, diseño e impresión (que puede observarse en los cortes, el papel, la tipografía, el diseño de la portada y sus dos tintas, su lomito, la contraportada…). Este trabajo tan profesional fue realizado por Juan José Macías a cargo de Ediciones de Medianoche, en colaboración con el Instituto Zacatecano de Cultura “Ramón López Velarde” y la Universidad Autónoma de Zacatecas.

Forma parte de una colección que incluye poesía, narrativa y ensayo integrada por las siguientes obras: Javier Acosta: Cuadernillo del viento; Antonio Reyes Cortés: Ciudad futuro; Rita Vega Baeza: Mixionario de alegrías y extravío; José Arturo Burciaga: El sueño de gigantes; Sandra de Santiago Félix: Las pequeñas maldades; Sigifredo E. Marín, Ensayar, crear, viajar: de la tentativa como forma de arte; Andrea Esparza Navarro: Con amor de cardo; Mauricio Moncada León: Matar al “otro”; Jorge Vázquez, Análisis e interpretación de El regreso del caballero nocturno. Rumbo a la valoración del cómic.

A través de este poemario se presenta en Tijuana el trabajo de ¿una nueva generación de escritores zacatecanos?. ¿Qué está sucediendo entre nosotros, aquí y allá, que nos reconocemos tanto? ¿Qué ha ocurrido en ustedes para que Angélica escriba de esta manera? Queremos verlos.

*Texto para la presentación del poemario de Angélica en el marco de las actividades del Caracol III, organizado por Poeta no lugar.
La Casa de la 9, Tijuana, 27 de septiembre 2008.