13 de agosto de 2013



Este era un gato con los pies de trapo y los ojos alrevés, ¿quieres que te lo cuente otra vez?