9 de agosto de 2013

La crítica nutre el proceso creativo
















Estuve en un taller donde los compañeros tenían diversas experiencias creativas, discursos, lecturas y tradiciones. Sus observaciones, aunque duras, eran necesarias para mi trabajo como escritora. El sudor me escurría por el cuello mientras los escuchaba. Me siento agradecida y muy contenta por los retos de aprendizaje que me regalaron esta tarde. Entre ellos:

  • lo importante que es fundamentar las decisiones creativas que tomo
  •  sistematizar mis procesos y reconocer las tradiciones intelectuales y artísticas que nutren mi trabajo
  •  que ciertas prácticas en el mundo del arte están masculinizadas
  •  que no estoy en búsqueda de la verdad a través de mi escritura sino de respuestas otras, de formas otras
  • que produzco desde una creatividad desestructurada y que está bien (esta última confirmación luego de un largo diálogo con la Lore y de situarme en mis aprendizajes otros desde los estudios de género).
  • y que no voy a utilizar el método "científico" en mis procesos escrituritarios.